¿Es lo que yo necesito?

Más abajo le explicamos qué es y cómo funciona un CMS pero, en resumen:

Usted necesita un CMS (web dinámica) si...

…el contenido de su sitio web se ha de actualizar regularmente y no quiere incurrir en el coste de encargar esa actualización a un profesional o, simplemente, quiere tener un control más inmediato sobre esas actualizaciones.  Por ejemplo, usted necesita añadir o modificar información sobre sus productos periodicamente.  O usted necesita publicar en su sitio web eventos relacionados con su negocio.  O usted quiere publicar noticias sobre su empresa.

Usted NO necesita un CMS (web estática) si...

…el contenido de su sitio web no va a cambiar a menudo.  Este es el caso de una empresa que quiere tener una presencia en Internet a través de su página web en la que muestra información de su empresa que sólo cambia en el tiempo de manera ocasional y excepcional.  En este caso, le resultará más barato y cómodo contratar a un profesional que cree su página web estática y, puntualmente, requerir sus servicios de nuevo para hacer modificaciones.


Un sistema de gestión de contenidos (en inglés Content Management System, abreviado CMS) es un programa que le permite crear y administrar los contenidos de su página web, pudiendo asignar roles de administrador, editor, participante… para conceder permisos de acceso personalizados.

El sistema permite manejar de manera independiente el contenido y el diseño. Así, es posible manejar el contenido y darle en cualquier momento un diseño distinto al sitio web sin tener que darle formato al contenido de nuevo, además de permitir la fácil y controlada publicación en el sitio a varios editores. Un ejemplo clásico es el de editores que cargan el contenido al sistema y otro usuario de nivel superior (moderador o administrador) que permite que estos contenidos sean visibles a todo el público (los aprueba).

El gestor de contenidos es una aplicación informática usada para crear, editar, gestionar y publicar contenido digital multimedia en diversos formatos. El gestor de contenidos genera páginas web dinámicas interactuando con el servidor web para generar la página web bajo petición del usuario, con el formato predefinido y el contenido extraído de la base de datos del servidor.

Esto permite gestionar, bajo un formato estandarizado, la información del servidor, reduciendo el tamaño de las páginas para descarga y reduciendo el coste de gestión del portal con respecto a un sitio web estático, en el que cada cambio de diseño debe ser realizado en todas las páginas web, de la misma forma que cada vez que se agrega contenido tiene que maquetarse una nueva página HTML y subirla al servidor web.

Tipos de gestores de contenidos

Los gestores de contenido se pueden clasificar por su uso y funcionalidad en:

  • Propósito general.
  • Blogs; pensados para páginas personales en las que el administrador del blog añade texto y contenido multimedia.  El visitante normalamente verá el contenido más reciente para después navegar por categorías, etiquetas o fecha de publicación.
  • Foros; pensados para compartir opiniones, consejos, instrucciones.  El dueño del foro decide quien tiene permiso para iniciar un nuevo tema de conversación y quien puede participar en él.
  • Wikis; pensados para el desarrollo colaborativo de información.  Cada página puede ser editada por cualquiera para darle más contenido o mejorar el existente.  Determinados usuarios, con los permisos necesarios, serán los encargados de aprobar o rechazar esas modificaciones.
  • Enseñanza; plataforma para contenidos de enseñanza on-line.
  • Comercio electrónico; plataforma de gestión de usuarios, catálogo, compras y pagos.
  • Publicaciones digitales.
  • Difusión de contenido multimedia.

Ventajas y Oportunidades

El gestor de contenidos facilita el acceso a la publicación de contenidos a un rango mayor de usuarios. Permite que sin conocimientos de programación ni maquetación cualquier usuario pueda añadir contenido en el portal web.

Además permite la gestión dinámica de usuarios y permisos, la colaboración de varios usuarios en el mismo trabajo, la interacción mediante herramientas de comunicación.

Los costes de gestión de la información son mucho menores ya que se elimina un eslabón de la cadena de publicación, el maquetador. La maquetación es hecha al inicio del proceso de implantación del gestor de contenidos.

La actualización, backup y reestructuración del portal son mucho más sencillas al tener todos los datos vitales del portal, los contenidos, en una base de datos estructurada en el servidor.

Más información